domingo, agosto 31, 2008

Nuevas formas de pensar el aprendizaje


Gracias a Aulablog21 encuentro esté artículo que nos ayuda a reflexionar sobre los cambios que se deben dar en nuestra filosfía educativa y el modelo que debe imperar.

Entrevista publicada en el diario chileno El Mercurio a JUAN IGNACIO POZO Doctor en Psicología y académico de la U. Autónoma de Madrid. Es autor del libro “Nuevas formas de pensar el aprendizaje” (Ed. Graó, 2006).
"Tras participar en un estudio financiado por la Comisión Europea que analizó la forma de enseñar en países europeos y latinoamericanos, el psicólogo español Juan Ignacio Pozo se formó una idea muy clara: “El aula es hoy un espacio cada vez más extraño para el alumno, donde pasan cosas que no tienen nada que ver con lo que ocurre en el resto de la sociedad”

La causa, asegura, es que la escuela ha sido incapaz de seguir los cambios que se han vivido en los últimos 30 años fuera de sus muros.

“Antes en el colegio uno se enteraba de muchas cosas de las que no se podía enterar en otra parte. Pero eso se acabó. Hoy los alumnos reciben información de muchas otras fuentes y la misión de la escuela debiera ser ayudarles a digerir esos datos y convertirlos en conocimiento”, señala en una de las reflexiones que compartió con docentes de la Facultad de Educación de la U. Diego Portales, donde dictó un curso.

Además plantea que este desfase es un factor importante de la desvalorización de la labor docente: “Si el profesor se concibe a sí mismo como alguien que entrega saber y no como quien ayuda a encontrarlo, va a seguir desprestigiándose, pues no puede competir con las nuevas tecnologías”.

-En un libro dice que hasta la teoría educativa cambia más rápido que las prácticas en el aula.

“Es que para cambiar la educación no basta con cambiar las normas, las leyes, los preceptos. Hay que cambiar la cultura de los centros, las prácticas educativas de los docentes y la concepción que tienen los profesores y los alumnos acerca de lo que debe pasar en el aula”.

-¿Y cómo se debe combatir ese problema?

“Hay tres niveles. Uno es hacer cambios en la política educativa que afecten la carrera docente. Otro generar centros educacionales más participativos. Y se requiere un modelo distinto de formación docente, que ayude a los profesores a resolver los problemas del aula actual, no la de hace 30 años. Porque hoy la escuela enseña contenidos del siglo XIX, con profesores del siglo XX, a alumnos del siglo XXI”.

-Lo curioso es que las teorías nuevas vienen de la universidad. Y también ellas forman a profesores con ideas obsoletas.

“Las universidades deben poner en marcha los modelos en los que creen. El problema es que en educación las teorías son más difíciles de trasladar a la práctica, porque lo que hay que cambiar no es una técnica rutinaria, sino la mentalidad del docente. Hoy cada escuela es una realidad distinta, no hay técnicas que funcionen siempre. Se requiere un docente que sepa adaptar la teoría a la realidad en la que trabaja”.

-O sea, ¿la formación en técnicas docentes no es relevante?

“No digo eso, sino que la técnica ya no es suficiente. Antes los profesores aprendían ciertos métodos que resultaban siempre. Pero eso era en una época en que la educación era más selectiva, donde los alumnos que no respondían a ese patrón simplemente eran excluidos. Ahora la escuela recibe a todos los estudiantes y no hay recetas universales. El aula es cada vez más impredecible y el docente debe estar siempre buscando nuevas soluciones”.

-Es un nuevo paradigma…

“Cada día la escuela va asumiendo más responsabilidades. Pero muchos docentes han sido formados sólo para transmitir conocimientos. Así no se van a resolver los problemas de la educación”.
Vía Aulablog21.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario